lunes, 13 de febrero de 2012

Maldita seas…

 

Maldita inspiración...

¿Piensas venir algún día, pedazo de puerca desgraciada?

Llevo mucho sin sentir tu indomable presencia; ya no te lo pido por favor, sino que te exijo que vengas de una vez por todas.

Si no vienes ya, voy a seguir escribiendo cosas absurdas y sin sentido. Voy a avergonzarte diciendo que eres tú quien me ha inspirado, cuando en realidad habrán sido mis absurdas manos y mi cerebro sin gracia los que habrán hecho todo el trabajo.

Creo que sabes lo bien que nos complementamos todos juntos y has decidido joder. ¿Hasta cuándo vas a seguir así, vieja odiosa?

Me tienes temblando como si tuviera síndrome de abstinencia, esperando que vuelvas, estúpida caprichosa... te necesito para calmarme. Vuelve...

¡VUELVE DE UNA MALDITA VEZ!

image

8 comentarios:

  1. Pero si ni siquiera escribes bien...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que voy a llorar... ¿Tienes un pañuelo?
      Ahora en serio, preferiría una crítica constructiva sobre las cosas en las qué fallo a un comentario sin ninguna información y que no me aporta nada.

      Un saludo :)

      Eliminar
    2. Anonimo, da la cara y demuestra que tu escribes mejor

      Eliminar
    3. ¿Anónimo? ¿Te atreves a juzgar sin poner ni quién eres tú? Pues no creo que eso sea por que tú escribes mejor... XD

      Eliminar
  2. Bien dicho por todo, Ishtar XD ¿No sería genial que la inspiración fuera algo tangible para poderla tirar de los pelos?

    ResponderEliminar
  3. ¡Esther me encanta lo que has escrito!
    La inspiración juega con nosotros como quiere eh jaja ^^
    A lo mejor escribiendo cosas sin sentido llegas a algo y la inspiración vuelve :) No te desanimes!

    ResponderEliminar
  4. Cuando no puedo escribir, escucho y leo; escucho todo lo que pasa a mí alrededor y leo hasta los prospectos de los medicamentos.
    No te agobies por que no puedas plasmar con palabras lo que pasa por tu mente, tu alma o tu corazón. El buen escritor aprende a escribir constantemente aunque no tenga nada donde plasmar las palabras.
    La inspiración es caprichosa, se esfuma cuando la deseas y te agobia cuando no la necesitas. Así que distráete, diviértete, olvídate de escribir hasta que sea una necesidad ineludible y entonces la tendrás arrastrándose a tus pies.
    Un saludo
    Ibso

    ResponderEliminar

Deja tu comentario, sólo perderás unos minutos :)